El exceso de protección provoca trastornos psicosomáticos en el niño

Volver a Mi niño

A menudo, las quejas del niño acerca de dolores abdominales, de cabeza o sensaciones de malestar o cansancio no están relacionadas con la existencia de una patología física concreta, sino que pueden ser la manifestación de un trastorno psicológico. El fenómeno de somatización, caracterizado por la manifestación de la angustia a través de síntomas físicos, suele mostrarse en niños de entre 11 y 15 años y puede estar causado por un exceso de preocupación por la salud en el ambiente familiar o unos padres demasiado protectores.

Los niños y adolescentes tienen distintas maneras de mostrar su sufrimiento psíquico que los adultos. Es frecuente que la aparición de síntomas físicos no sea consecuencia directa de una enfermedad física concreta sino más bien la expresión de una situación de angustia.

Según explica el profesor Jerónimo Sáiz, jefe del Servicio de Psiquiatría del Hospital Ramón y Cajal, de Madrid, y coordinador del VI Simposium Internacional de Avances en Psiquiatría celebrado en esta ciudad, “los trastornos psicosomáticos son quejas físicas –normalmente dolores de cabeza, dolores abdominales o cansancio- que no tienen una causa orgánica que los justifique”. Estos trastornos suelen aparecen entre los 11 y los 15 años, aunque se han observado con menor frecuencia en niños a partir de los cinco años.

La presencia de trastornos psicológicos puede influir en el comportamiento del niño y limitar de forma importante su capacidad para relacionarse. Los niños que sufren este proceso de somatización suelen faltar con frecuencia al colegio y ven como se deterioran sus relaciones sociales y se alteran sus actividades familiares habituales, indica la doctora María Elena Garralda, de la Facultad de Medicina del Imperial College, de Londres (Reino Unido).

Niños responsables

Estos problemas suelen aparecer en niños con unas determinadas características de personalidad y temperamento. “Suelen tener una personalidad vulnerable y se exigen mucho a sí mismo en los estudios. Son niños obedientes, muy responsables y perfeccionistas, y normalmente no tienen problemas de integración”, explica el profesor Sáiz. Además, “en sus familias suelen existir experiencias de enfermedad grave o muerte de un pariente cercano y cierta dificultad para la comunicación”.

Según los expertos, un exceso de protección por parte del padre o de la madre también puede considerarse un factor de riesgo para el desarrollo de problemas psicosomáticos, ya que prestar excesiva atención a algunas sensaciones físicas normales pueden jugar un papel importante en el desencadenamiento de este tipo de trastornos.

El profesor Saiz aconseja a los padres de niños con trastornos psicosomáticos una menor preocupación por el tema de la salud. “Los padres deben intentar no centrar mucho su atención en las quejas o la enfermedad de su hijo. El niño no debe ser tratado de una manera especial y se deben evitar la atención excesiva y el rechazo, ya que también es peligroso que el niño perciba que estar enfermo es la única forma de obtener cariño de sus padres”.

Una familia unida, en la que exista buena comunicación y afecto entre padres e hijos y en la que no exista una fijación desmedida por la salud puede ayudar a prevenir la aparición de estos trastornos psicosomáticos. “Hoy existe una preocupación exagerada por la salud y el cuerpo. Un ambiente familiar en el que se presta demasiada atención a estos temas puede predisponer al desarrollo de problemas psicosomáticos en el niño”, apunta el especialista.

Tratamiento

Una vez que el pediatra ha descartado la posibilidad de una enfermedad física, el tratamiento de estas alteraciones psicológicas exige una terapia gradual con el fin de que el niño sea consciente de que no está aquejado de ningún mal físico. Según la doctora Garralda, “este proceso debe hacerse de forma lenta y cuidadosa, para evitar que el niño perciba que no es creído y que sus quejas sean consideradas imaginarias”.

El especialista debe ganarse la confianza del paciente, ya que los niños son muy sensibles a este tipo de mensajes y pueden entenderlos negativamente y creer que se piensa que fingen sus dolores. Se debe mantener en todo momento una actitud comprensiva y de escucha y la terapia debe ir dirigida a recuperar la actividad cotidiana, premiando el abandono de la preocupación por los síntomas y la incorporación a la vida normal. Simultáneamente, el niño ha de percibir que esta vuelta a la normalidad acabará con su problema.



TOP MARCAS AL MEJOR PRECIO

Interapothek champú antipiojos 150ml

Loción capilar con acción desparasitaria contra piojos

7.95 | 5.70

Arnidol® Pic stick 15g + Sun stick 15g

Protege tus hijos de los insectos y el sol

15.95 | 16.95

Paranix Protect spray 100ml

Te ayudará a combatir la presencia de piojos y liendres en el cabello de los más pequeños

14.95 | 4.20

Noticias relacionadas

21/09/2016

Día Mundial del Alzheimer: ¿cómo debe actuar la familia?

El diagnóstico de Alzheimer es un golpe para la familia y para la persona diagnosticada. La familia reaccionará ante la enfermedad dependiendo de su vulnerabilidad y de su grado de fortaleza. Es importante conocer la enfermedad para poder asumirla. “Un...

15/09/2016

¿Qué es la pregorexia y cómo le afecta a la madre y al feto?

La pregorexia es un trastorno alimentario que afecta a las mujeres embarazadas que quieren mantener su peso corporal. Se puede incurrir en la restricción de calorías y nutrientes, la realización de ejercicio extremo y la combinación de atracones y purgas....

09/09/2016

Síntomas de la carencia afectiva en los niños

Desconfianza y miedo. Son las consecuencias principales de la carencia afectiva y de apego en el niño. También puede producir rabia, frustración, vergüenza, inestabilidad, angustia, tristeza, desasosiego, etc. “Nos podemos encontrar a niños que por...

Política de cookies

Inicia sesión ahora Cerrar

Para poder acceder a este servicio necesitas iniciar sesión como usuario registrado en DMedicina.

Si todavía no lo eres, puedes unirte a nuestra comunidad ahora mismo.
¡Es gratis, muy sencillo y tienes un gran número de ventajas!.

Registrarme ahora

Iniciar sesión

Gracias por comentar en el foro de DMedicina Cerrar

Tu comentario será moderado.

Cerrar ventana

Enviar mail Cerrar

Desactivar mi cuenta Cerrar

Esta acción eliminará su usuario definitivamente de DMEDICINA, con lo que no podrá volver a acceder.
¿Está seguro de querer continuar?

ContinuarCancelar

Preguntas y Respuestas

El equipo de DMedicina evaluará su pregunta;
en el caso de que pueda ser contestada por nuestros especialistas, le ofreceremos una respuesta en un plazo máximo de 10 días.
Si su consulta es urgente, le recomendamos que acuda a su médico.
El equipo de DMedicina se reserva el derecho de descartar aquellas preguntas que no considere ajustadas estos objetivos.

Enviar pregunta

Respuestas moderadas

Su respuesta puede ser de ayuda para otro paciente.

Por favor, evite incluir marcas comerciales de medicamentos o referencias personales;
de lo contrario, su respuesta no será publicada.

Enviar respuesta