Herramientas de contenido

Causas de la enfermedad de Alzheimer

25/03/2001 00:00

Herramientas de Contenido

Los investigadores aún no han encontrado la explicación para el desarrollo anómalo de la proteína amiloide, la productora de los nudos y placas que originan la enfermedad, aunque se barajan varias hipótesis.

Hipótesis amiloide: según esta idea, la proteína precursora de amiloide (conocida por sus siglas en inglés APP) es la que causa la aparición de la placa senil. Este depósito anormal de amiloide sería tóxico para las neuronas e induciría su muerte.

Hipótesis de la proteína tau: otros autores opinan que la anomalía tiene su origen en la proteína tau, una sustancia fundamental para crear el esqueleto de la célula (citoesqueleto). La proteína tau alterada produciría una degeneración neuronal, con estructuras características, los ovillos o nudos neurofibrilares. Según esta hipótesis, los depósitos de amiloide serían una alteración secundaria.

Hipótesis de la acetilcolina: el comienzo de la enfermedad, para otros científicos, se sitúa en una disminución de la acetilcolina, especialmente en la región del hipocampo, aunque después se generalizaría en todo el cerebro.

Hipótesis de la "cascada de amiloide": más recientemente, se ha planteado como hipótesis de la causa o etiología de la enfermedad, la aparición de una alteración en los genes que producen la proteína precursora de amiloide, la proteína tau, la synucleína y la presenilina 1 y 2. Todas estas alteraciones actuarían sobre la proteína beta amiloide, el desencadenante último de la muerte de las neuronas cerebrales. Este proceso dividiría a las enfermedades neurodegenerativas en dos grandes grupos: las causadas por el efecto de la proteína synucleína, y las de la tau. Las de la synucleína (synucleinpatías) tendrían una representación en la enfermedad de Parkinson; en cambio, la mutación de la proteína tau estaría asociada con la enfermedad de Alzheimer, englobada en las denominadas taupatías.

Hipótesis del calcio: algunas investigaciones se han centrado en los desequilibrios en el nivel de calcio que presentan los enfermos de Alzheimer. El exceso de calcio puede comportar la destrucción de las células nerviosas. Hipótesis víricas: existen incluso trabajos encaminados a demostrar un origen vírico de la enfermedad; la existencia de un agente patógeno externo causaría los cambios en el tejido cerebral, aunque todavía no hay datos que lo demuestren.

Herramientas de Contenido